Domingo, 08 Febrero 2015 14:45

Crecimiento y Desarrollo del Niño/a (1º Parte)

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

El conocimiento sobre como crecen y se desarrollan nuestros niños es fundamental para prevenir, detectar y tratar en forma temprana cualquier problema que pueda surgir en el camino. Esto es un conocimiento que siempre estuvo del lado de los profesionales de la salud, pero es muy importante que los padres también conozcan algunas herramientas para comprender como es el crecimiento y desarrollo de sus hijos. Actualmente se habla en los medios de comunicación de los casos de Desnutrición aunque el tema es abordado solo desde el punto de vista político, en un año netamente político en Argentina. La Desnutrición siempre existió, bajo el gobierno actual de la provincia de Salta y bajo los gobiernos anteriores también, porque su causa es multifactorial y si no se atacan todos los factores involucrados muy difícilmente se pueda erradicar este grave problema. Tampoco es un problema únicamente de nuestra provincia ya que otras provincias también padecen este flagelo.

La Desnutrición se combate desde varios frentes comenzando desde el mismo momento de la concepción del niño/a con el cuidado adecuado de su madre embarazada, combatiendo la pobreza, con el acceso a una buena alimentación, a una vivienda adecuada, a un medio ambiente saludable,con disponibilidad de los servicios sanitarios para la prevención, diagnóstico y tratamiento de los problemas de salud.

En primer lugar vamos a definir algunos conceptos: ¿Qué es el Crecimiento?, ¿Qué es el Desarrollo?

Ambos conceptos son diferentes pero son complementarios, es decir, que uno acompaña al otro, forman un conjunto inseparable.

 

Podemos decir que el Crecimiento es el incremento de la masa del cuerpo, el aumento del número de células o el aumento de tamaño del cuerpo y por otro lado el Desarrollo comprende el alcance de ciertas capacidades o funciones de cada órgano o sistema del cuerpo.

El Crecimiento y el Desarrollo se pueden ver afectados en cualquier parte de su cronología en el tiempo,debido a que existen factores de riesgo que pueden detener o enlentecer este Crecimiento y Desarrollo. ¿Cuáles son?

A nivel del medio ambiente varios factores pueden influir en el crecimiento y desarrollo de los niños/as y tienen que ver con las condiciones de la vivienda, el acceso al agua potable,  la adecuada eliminación de las excretas y el acceso a los establecimientos de salud. Por ejemplo las diarreas muchas veces son causadas por microorganismos que contaminan el agua y los alimentos. Muchas personas no tienen heladeras donde conservar los alimentos por lo que los alimentos al aire libre se contaminan rápidamente y mucho más en épocas de calor. Es importante el lavado de manos previo a la manipulación de los alimentos y al momento de comer.

 

A nivel de la Familia el factor económico es muy relevante, ya que el acceso a los alimentos, a una mejor vivienda, a la educación, a una mejor calidad de vida muchas veces depende del sustento económico familiar a pesar de contar con servicios gratuitos, pero que a veces no cubren todas las necesidades o son de difícil acceso.

Es importante tener en cuenta que cada niño/a es único, que necesita cuidados específicos, no solamente el aporte de alimentos y vestimenta, también necesita comprensión y contención emocional para que su desarrollo neuro-psicológico sea óptimo.

La presencia del padre en la crianza de los hijos es muy importante, la crianza no es patrimonio exclusivo de la madre.

En este punto también agregaría como factor de riesgo a la violencia intrafamiliar, que perjudica enormemente el funcionamiento de la familia y agrede emocionalmente a sus miembros.

Podemos decir con fundamentos que si cuidamos a la Madre estamos cuidando al niño/a. Y si empezamos cuidando a la madre embarazada podemos prevenir muchos problemas que perjudican el crecimiento y el desarrollo del niño/a.

El adecuado control de la madre durante el embarazo es fundamental ya que permite prevenir problemas de salud o detectarlos en forma temprana y por lo tanto evitar adversidades para el bebé y su madre.

Un adecuado control del embarazo permite prevenir la anemia y los defectos del tubo neural con la administración del Hierro y el Ácido fólico, permite detectar infecciones como por ejemplo la Sífilis, HIV, Toxoplasmosis, Hepatitis B, Chagas, que puede afectar tanto al bebé como a la madre y permite realizar su tratamiento y seguimiento de forma oportuna. Otras acciones importantes llevadas a cabo durante el embarazo comprenden la vacunación, la adecuación de la alimentación, la educación sobre hábitos tóxicos y  consumo de medicamentos, reconocer signos y síntomas de alarma, controles del postparto, planificación familiar, lactancia materna, etc.

Cuando uno habla de Desnutrición en el niño/a siempre se tienen que evaluar todos los factores anteriormente mencionados junto con los del niño/a en particular para poder así realizar un diagnóstico y un tratamiento correcto.

Es muy común que niños con desnutrición ingresen a un hospital donde se los interna y le aportan nutrientes, le realizan el tratamiento de las enfermedades subyacentes con lo que los niños/as se recuperan pero luego vuelven a su medio ambiente o su familia no tiene los medios económicos para poder solventar una buena alimentación o su madre es adolescente o hay una carencia afectiva hacia ese niño/a.

Cualquier combinación de factores de riesgo puede existir, es por eso que hay que tener todos estos factores de riesgo en cuenta a la hora de evaluar a un niño/a desnutrido o en riesgo.

Fomentar la Lactancia Materna es fundamental, es el primer alimento del niño/a que no tiene ningún costo y aún así es el mejor de todos. Le aporta defensas a la inmunidad del niño y le aporta los nutrientes necesarios durante los primeros seis meses de vida (agua, hidratos de carbono, proteínas, grasas, minerales y vitaminas).

 

Visto 2596 veces Modificado por última vez en Domingo, 04 Diciembre 2016 22:10

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar